Los mil eventos navideños comienzan con las famosas cenas de empresa y te damos las claves para triunfar en ellas.

Antes del despliegue de las fiestas navideñas, hay un evento ineludible y de dudoso atuendo: las cenas de la oficina. Aquí surgen las dudas, ¿escote? ¿demasiado corto? ¿demasiado elegante? ¿demasiado informal? Las dudas se multiplican pero nosotras solo tenemos dos claves para la nuestra: ser nosotras mismas y no ir disfrazadas.

Es clave, porque cuando una se pone un vestido con el que no se ve cómoda, se nota a la legua. Para estas cenas es verdad que hay que guardar un poco las formas. Aunque todo depende del protocolo de tu empresa. Si es verdad que aunque nosotras creemos en la libertad total, apostamos por estilismos elegantes y no muy cargados.

Echa un vistazo a los 15 vestidos que te recomendamos.